domingo, 5 de mayo de 2013

Para soñar la vida abre los ojos

por José Luis Rivas
(La transparencia del deseo)
 
Para soñar la vida abre los ojos
instila la primera lágrima
donde beben las aves
que escoltan el invierno de los ríos
los grises temporales de encrestadas olas
entre cuyo fragor espumante
sólo cruza un bando de pelícanos
 
Para soñar la vida
profiere la primera sílaba
dice al azar el nombre de la cosa
y ésta se anima
                               y aparece
Si nombra al sol de estío
todas las nubes
en corro
                se disponen
y el sol las baña con ortigas
(una espina de luz en cada pluma
y una caricia franca
sobre las velas combas)
 
Para soñar la vida alinea sus granos
flamantes en mazorca
cuando las milpas en la tarde son cálidas
como la brisa
cuando la aldea
abre sus venas
en red de azules vallas
y dorados atajos
 
Para soñar la vida abre la mano
y sobre la palma tendida
cae
—pañuelo a la deriva—
la hoja sepia del otoño
sólo un segundo antes que las lágrimas
 
porque las despedidas son de ámbar
y nos dejan leer con cuentagotas
su rosario
 
Para soñar la vida
                                    abre los ojos
 
Publicar un comentario

Entradas populares